domingo, 30 de marzo de 2014

Visita de las personas-libro al CEIP Alfredo Gil

Por Pedro Ortiz

 Visita de las Personas-Libro al CEIP Alfredo Gil


¡La prueba de fuego fue el viernes!  La primera actuación en público de las personas libro del instituto se ha producido ante el alumnado del Colegio Público Alfredo Gil (gracias a Antonio por proporcionarnos la posibilidad de "infiltrarnos" en el mismo, y por acompañarnos y participar activamente aún después de tu horario de trabajo). Llegamos al Colegio a mediodía, la hora de su recreo, y nos mezclamos entre las alumnas y alumnos de primaria, que no habían sido advertidos de la actividad. Pronto se suscitó su curiosidad, preguntándonos que quienes éramos. Nosotros nos presentamos a los distintos corrillos que se nos formaban en derredor como lo que éramos: personas libro. Así que lo que resultó de su natural curiosidad fue el recitado también en el patio de recreo a alumnado mezclado de distintos grupos de primaria, que, perplejos y entusiasmados, escuchaban las distintas obras preparadas por el grupo.

Tras sonar la sirena y entrar el alumnado en sus respectivas clases, iniciamos una presentación más sistemática y organizada (hasta cierto punto, pues el orden de actuación de las personas libro - personas libres- es espontáneo, no predeterminado y elegido por ellas en el acto de cada recitado concreto, según van sintiendo que es su particular momento), a los cursos de 6º, luego 5º y finalmente 4º de primaria. Debo reconocer  aquí el respeto e interés que en todo momento mostraron los alumnos del Colegio Público Alfredo Gil, lo cual facilitó esta primera toma de contacto del alumnado del grupo con el público. Esto último, uno de los objetivos fundamentales de la actividad, se logró con un resultado más que satisfactorio. Asimismo la memorización de los distintos textos y la calidad del recitado siguiendo el método de la palabra entregada también tuvo una notable calidad teniendo en cuenta que la gran mayor parte del alumnado era la primera vez que vivía este tipo de experiencia en público. 
A las 14:00 salimos del Colegio, con el resto del alumnado del mismo, y volvimos hacia el instituto, no sin hacer una parada antes en la plaza , en la que analizamos y debatimos lo mucho que de positivo había deparado la jornada, así como aquellos aspectos en los que nos parecía podíamos aún mejorar (temor escénico que se apoderó de alguna/o, cómo vencer la gana de reir, espontánea o inducida, expresividad corporal al recitar, etc.). Igualmente entregamos a cada una de las alumnas y alumnos una carta dirigida a sus padres en la que el profesorado participante desde el centro damos las gracias por la participación de sus hijas, les explicamos la experiencia y les animamos a que se impliquen y participen en ella.
Además del paso fundamental que supone la posibilidad (puesta en práctica ya) de trabajar la memorización, el recitado, la dicción, la locución (gracias Antonio Mellado por tu presentación y por acudir aún habiendo acudido al médico la misma mañana), el hablar en público, resultó sumamente enriquecedora la experiencia e interacción de alumnado y profesorado de centros públicos de distintos niveles educativos, que quizás actúan demasiadas veces como compartimentos estancos, sin más vínculos de conexión que los estrictamente marcados por la ley. Claro está que contabamos con la inestimable colaboración de la AMPA del Colegio, que incluso había colaborado en la formación como personas libro de dos alumnos del mismo, cuya interpretación estuvo a la altura de la de los de secundaria y bachillerato, a pesar de la diferencia de edad.
Y tan enriquecedora fue la experiencia, que ya estamos pensando repetirla en los otros Colegios de Educación Primaria de Peñarroya-Pueblonuevo ("El Cerro", "El Minero", "Eladio León", "Presentación de María", "San José de Calasanz") y en el  Instituto de Secundaria "Alto Guadiato".

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada